BENTLEY FLYING SPUR STYLING SPECIFICATION: EL SUMUN DEL LUJO Y LA DEPORTIVIDAD 

La berlina de la marca se vuelve más deportiva con un bodykit de  fibra de carbono

Hablamos de una berlina de representación donde, hasta ahora, sólo se disfrutaba siendo un pasajero en sus lujosas plazas traseras. El Bentley Continental Flying Spur siempre ha sido considerada como la combinación perfecta entre la elegancia y el confort a niveles extremos que sólo unos pocos afortunados podían disfrutar.

El precio del modelo “básico” parte de los 227.245€ (extras e impuestos a parte), y se espera que esta nueva versión se convertirá en una de las más cotizadas aunque la firma no ha desvelado el precio. 

Parece que ahora la marca ha puesto atención en los deseos y emociones de quien va al volante, convirtiendo el buque insignia de la marca en una opción de transporte deportivo por tierra como no habíamos visto antes.

Bentley apuesta por vestir de fibra de carbono a los clientes del sustituto del antiguo Mulsanne con la intención de darle una estampa más deportiva y agresiva a la berlina insignia de la marca inglesa.

Esta nueva variante del Flying Spur se diferencia principalmente por las novedades estéticas, en este caso con un kit de carrocería. Este conjunto incluye modificaciones en los paragolpes tanto delantero como trasero, unos labios inferiores para rebajar la altura y darle un toque más deportivo, faldones laterales con grabados en metal tridimensional y un alerón que aún siendo discreto, convierte al Styling Specification en toda una declaración de intenciones por parte de la marca.

Deja un comentario

¿Tienes un minuto?

Queremos conocerte mejor para daptar nuestro contenenido a tus intereses.

Vamos allá